tejer-sin-hilo

Tejer sin hilo

Colección Relatos

Un libro de Juan María Casado Domingo

«Tejer sin hilo» es una antología de relatos que nacieron en los talleres de escritura creativa impartidos por Juan María Casado durante la temporada 2021/2022 y que pertenecen a los diversos autores que participaron en ellos. Son treinta y ocho relatos de veintiún autores. Estas son sus historias, lo que vas a vivir:

«Ascenderás al macizo del Annapurna y casi tocarás el cielo del Himalaya. Bajarás a los infiernos un maldito lunes. Disfrutarás de la nostalgia de un amor infantil entre pupitres vacíos. Comprobarás la valentía de un perro callejero para conseguir una bonita amistad. Asistirás a la confesión de una mujer enamorada de su párroco. Sufrirás la posguerra con la hermana de un maqui. Sonreirás con el juego de la mentira. Reirás abiertamente con el desnortado Bruno o con la última voluntad de Santiago. Pasearás con Clara y Lucía por las calles mojadas de Lyon. Te deleitarás con el saxo de Dexter Gordon junto a Marta y Raquel. Aprenderás que las diferencias de género no deberían existir. Dormirás en una cama muy acogedora durante la riada del 57. Te desgarrará la historia de violencia de género sobre un marido desconcertado. Te excitarás durante una misa. Te dejarás envolver por la magia de unas ninfas. Apreciarás el poder de los sentidos. Saldrás de tu zona de confort viajando en tren. Confirmarás que el servicio siempre sale, aunque haya problemas con el gazpacho. Te divertirás con lo machos que son los hombres franceses. Vivirás una Nochebuena en buena compañía. Te emocionarás con la carta de un padre a su hija de veinte años. Te atragantarás con la gracia de un chocolate negro. Te intrigará el toc-toc de un no se sabe qué. Te compadecerás de un extraño con el que te cruzas a menudo en el tren. Acompañaras al niño de una fonda en sus andanzas con el género femenino. Te preguntarás por qué la pereza es un pecado capital. Te asustarás con las tejas de una película. Identificarás a tu hermana por una cicatriz. Descubrirás que no es tan fácil ser infiel. Soportarás la desidia de una pareja. Padecerás el miedo a conducir de un terapeuta. Te ilusionará ver cómo restauran una curiosa librería. Adorarás a la santa aspirina del gran poder. Te sentirás hipnóticamente atraído por una mochila roja. Constatarás que cuando viajas, llegas al mismo tiempo que tus pensamientos. Decidirás ver pasar la vida sin salir de casa. Y conocerás a Susana Pascual para rendirle tributo.»

Puede que te preguntes por qué «Tejer sin hilo»; que te confunda este título. Pero trata de imaginar a una mujer tejiendo, con la mente en vaya usted a saber dónde, dando puntadas a una tela inexistente, con los dedos juntos pero sin aguja y sin hilo, con su mirada perdida, como si estuviera practicando un rito ancestral mientras sueña historias que se cruzan por su mente; como el escritor que se deja envolver por las palabras antes de escribirlas y las retiene en su interior para darles forma antes de que tomen vida. Tejer sin hilo pretende ser un homenaje a la creación literaria y, aunque podría pensarse que no se puede crear sin la materia prima, sin el hilo, sin las palabras; en realidad, nuestra intención es mostrarte que la mejor materia prima posible es algo tan intangible como la imaginación.

Biografía:

Nací en Valencia en 1959 y me siento un privilegiado por seguir viviendo aquí.
En 1977 inicié las carreras universitarias de enfermería y medicina, y cuando terminé la primera en 1980, me estrené en el mundo laboral. Poco después me independicé y detuve mis estudios de medicina para retomarlos más adelante; cosa que nunca sucedió.
Algunos años más tarde me interesé por la informática e inicié mi nueva andadura profesional en una pequeña empresa de programación. Más tarde, creé mi propio negocio y, desde entonces, he realizado proyectos y aplicaciones de diversa índole.

Soy el menor de tres hermanos: diez y trece años menor. Por lo que siempre ha habido una evidente barrera generacional entre nosotros que no ha impedido que nos quisiéramos a rabiar. Ricardo y Arturo nacieron en plena posguerra y tuvieron que buscarse la vida pronto: había que ayudar. Yo, en cambio, aparecí rozando la década de los sesenta y ya no había tanta necesidad. Sospecho que ellos influyeron en parte en que yo tuviera una vida más cómoda y que pudiera dedicarme a estudiar, una tarea que a ellos les había resultado escurridiza desde cualquier ángulo. Siempre les estaré sumamente agradecido.

Me gustó escribir desde mi adolescencia: unas veces, porque deseaba expresar a los demás lo que sentía; otras, porque eso me ayudaba a entenderme mejor; y las más, porque me divertía.

Soy un apasionado del deporte y de las artes en general. Amo la música y me entretengo de vez en cuando tocando el piano o la guitarra.

También soy un cinéfilo irremediable y, para mi sorpresa, en los noventa obtuve una mención especial en el IV Concurso de Guiones Cinematográficos de Quart de Poblet (Valencia) por «Soledad impuesta». Este pequeño acontecimiento me hizo suponer que mi camino de escritor había comenzado. Por desgracia, tuvo que pasar mucho tiempo para que escribiese una novela de la que sentirme satisfecho. «Historia de un cuento» es esa novela.



Contacta con nosotros



    Los campos con asterisco son obligatorios

    Llámanos sin compromiso al
    91 082 0048